Registrar una dirección .com costara $ 200 en Argentina

La Dirección Nacional del Registro de Dominios de Internet o NIC.ar (por Network Information Center) está renovando su sistema de gestión y asignación. Según adelantó Gabriel Brenta, director de esta cartera que depende de la Secretaría Legal y Técnica, a partir del 5 de marzo, para obtener una dirección Internet habrá que pagar un costo “menor a los 200 pesos anuales”. La finalidad de esta medida es lograr un control de las páginas web que se registran, para reducir el accionar de los “ciberocupas”, aquellos que especulan inscribiendo nombres de marcas o famosos.

Hasta ahora, tramitar y tener un dominio de Internet que terminara en .com.ar no tenía costo. Pero en 10 días más dejará de ser gratuito.

Argentina era uno de los pocos países del mundo que no arancelaba el servicio. El pago afectará, en principio, a quienes soliciten registrar un nuevo dominio, pero también comenzará a regir para los 3 millones de usuarios que ya poseen uno y deben renovar sus inscripciones anualmente.

La implementación del cobro de una tarifa para este tipo de registro comenzará a funcionar en l a primera semana de marzo, una vez que la dependencia oficial termine de pulir los detalles de la resolución correspondiente y su publicación en el Boletín Oficial.

“La razón por la que salimos de la gratuidad es por la ciberocupación. Se trató también de un pedido de toda la comunidad de diseñadores y emprendedores quienes estaban necesitando que los ayudemos de esta manera, para no estar atados a que sus próximos clientes no puedan utilizar un dominio porque lo tenía otro”, explicó Brenta.

La proliferación de estos ocupantes virtuales es, según el organismo, resultado de que el registro de dominios en Argentina era gratuito y las únicas limitaciones eran que el nombre estuviera disponible, con un tope máximo de 200 dominios por usuario. Los dominios de Argentina son los segundos más usados en la región de Latinoamérica y el Caribe.

Dispuesto a avanzar hasta el límite de lo posible, Brenta sostuvo que Nic.ar toma reclamos originados en este tipo de conflictos e inicia un proceso administrativo que puede derivar en el otorgamiento del sitio a quien, por cuestiones de identidad o índole comercial, demuestre su legitimidad. También, se verifica la identidad de aquellos que inicia el trámite de solicitud.

La Dirección también impulsa el emplazamiento de otras herramientas de seguridad, como la actualización permanente de la base de datos, la tramitación de denuncias por datos falsos y acciones inmediatas ante denuncias de pornografía infantil o phishing .

Originalmente, el Nic se encontraba en la órbita del Ministerio de Relaciones Exteriores, hasta que la dependencia pasó a ocupar su actual lugar en el organigrama de la Secretaría Legal y Técnica conducida por Carlos Zannini. Allí, según Brenta, la Dirección tomó un lugar más estratégico.

Para acceder una mayor cantidad de público, la Dirección Nacional del Registro inauguró nuevos canales de comunicación en varias redes sociales como es el caso de Facebook, Twitter, Google+, LinkedIn, sin pasar por alto a YouTube. Históricamente, Nic.ar atendía las solicitudes exclusivamente por teléfono o e-mail.

 










 








El sexo es salud

Ni analgésicos, ni gimnasios, ni ejercicios cerebrales: la solución a nuestros problemas, la clave del bienestar y de la juventud, podría estar en nuestra cama.
¿Te parece exagerado?

1) Puede aliviar el dolor de cabeza

“Hoy no, me duele la cabeza” ya no será una excusa válida. En realidad, debería ser todo lo contrario. Un equipo de neurólogos de la Universidad de Münster, Alemania, descubrió que tener relaciones sexuales podría lograr “la desaparición parcial o total” de las cefaleas y la migraña. Incluso, sería más efectivo que tomar ciertos analgésicos. Te damos más datos en esta nota de Entremujeres. 

2) Le compite a la localizada

“Si pensamos en los beneficios del sexo para la salud podemos compararlos con asistir frecuentemente al gimnasio”, nos alienta el personal trainer Fede Delpiano. Asegura que los movimientos pélvicos, el incremento de los latidos del corazón, la dilatación de los vasos sanguíneos de los genitales y el orgasmo gastan una energía similar a cualquier otro ejercicio físico. ¿Cada cuánto hay que practicarlo? Numerosos estudios concluyen que, para que los beneficios se noten, hay que tener relaciones como mínimo tres veces por semana.

3) Fortalece el corazón

Según un estudio publicado por la Sociedad Europea de Cardiología, las personas que están satisfechas con su vida (en relación al sexo, trabajo, familia y bienestar personal) tienen menos riesgo de padecer una enfermedad cardíaca. Los resultados mostraron que unos índices elevados de satisfacción vital media estaban asociados con un riesgo un 13% inferior de enfermedad. Se observó tanto en hombres como en mujeres.

4) Es mejor que jugar al sodoku

A esa curiosa conclusión llegó un estudio realizado por el profesor Barry Komisaruk de la Universidad de Rutgers, en Estados Unidos. "Los orgasmos pueden dar a nuestros cerebros un mejor entrenamiento que hacer un crucigrama o un sudoku", señala. Revela que, aunque los ejercicios mentales aumentan la actividad cerebral, estos solo se dan en regiones relativamente localizadas. En cambio, el orgasmo activa el conjunto del cerebro.

5) Te relaja

“La excitación y el placer son el reposo del guerrero: distraen de preocupaciones, relajan los músculos y los nervios, descargan tensiones, dan tregua al cerebro, equilibran las secreciones neuroquímicas, levantan el ánimo, oxigenan, activan la circulación”, explica el doctor Juan Carlos Kusnetzoff, sexólogo, en una nota publicada en Entremujeres. El experto recomienda incluir los masajes mutuos –en la espalda, la cabeza, los pies- entre los juegos amorosos previos o posteriores al orgasmo.

6) Reduce el riesgo de cáncer de próstata

En el caso de los hombres, se demostró que cuanto mayor es la frecuencia de eyaculaciones a lo largo de los años, menor es la incidencia de cáncer de próstata. Una investigación, publicada en el Journal of the American Medical Association, confirmó  que aquellos que tenían al menos 21 eyaculaciones al mes presentaron una probabilidad mucho menor de enfermarse que los que tuvieron sólo de cuatro a siete mensuales.

7) Tiene poderes anti-age

David Weeks, un neuropsicólogo escocés, estudió a 3.500 hombres y mujeres europeos y americanos que aparentan ser de 7 a 12 años más jóvenes de lo que son. Después de hacerles un seguimiento, notó que tenían dos cosas en común: hacían ejercicio con frecuencia y llevaban una vida sexual activa. Estos afortunados tenían relaciones de dos a tres veces por semana, siempre dentro de una pareja estable.

8) Nos da felicidad

Una investigación realizada por la Universidad Estatal de Nueva York concluyó que el sexo oral no solo es bueno para la salud general de las mujeres sino que, además, les permite ser más felices. ¿Y por qué esto es así? De acuerdo a los resultados, se debe a que el semen -además de espermatozoides- contiene sustancias antidepresivas como la serotonina y la tirotropina (una hormona que tiene la misma función) y la melatonina, un agente de inducción al sueño. Interesante, ¿no? Te damos más datos. 

9) Es más efectivo que contar ovejitas

Los orgasmos pueden ser útiles para conciliar el sueño. “Es bien sabido que muchos hombres se sienten somnolientos después de tener un orgasmo. Por lo que parece, no tanto las mujeres, aunque un estudio determinó que muchas de ellas utilizan al orgasmo como un inductor del sueño. En este estudio se afirmaba que el 32% de las mujeres que decían haberse masturbado durante los tres meses anteriores lo habían hecho para quedarse dormidas más fácilmente”, explican en el libro “Orgasmo, todo lo que siempre quiso saber y nunca se atrevió a preguntar” (editorial Paidós) escrito por Komisaruk, Whipple, Nasserzadeh y Beyer-Flores.

10) Nos hace vivir más años

Un grupo de médicos, encabezados por el doctor George Davey-Smith de la Universidad de Bristol, trabajó en un estudio que incluyó a 918 varones ingleses de entre 45 y 59 años de edad. Tras diez años de seguimiento de la vida sexual y del estado de salud de cada uno de los participantes, se llego a estas conclusiones:

* Cuanto más alta era la "frecuencia orgásmica" más probabilidades tenían de estar saludables.

* La probabilidad de morir era un 50% menor entre los hombres que mantenían relaciones sexuales dos veces a la semana, en comparación con los que lo hacían una vez al mes y resultaron más proclives a sufrir enfermedades.

¿Conocías estos 10 beneficios de tener relaciones? ¿Estás de acuerdo con la frase "el sexo es salud", o preferís acudir a la medicina tradicional?

 

Registrar una dirección .com costara $ 200 en Argentina

La Dirección Nacional del Registro de Dominios de Internet o NIC.ar (por Network Information Center) está renovando su sistema de gestión y asignación. Según adelantó Gabriel Brenta, director de esta cartera que depende de la Secretaría Legal y Técnica, a partir del 5 de marzo, para obtener una dirección Internet habrá que pagar un costo “menor a los 200 pesos anuales”. La finalidad de esta medida es lograr un control de las páginas web que se registran, para reducir el accionar de los “ciberocupas”, aquellos que especulan inscribiendo nombres de marcas o famosos.

Hasta ahora, tramitar y tener un dominio de Internet que terminara en .com.ar no tenía costo. Pero en 10 días más dejará de ser gratuito.

Argentina era uno de los pocos países del mundo que no arancelaba el servicio. El pago afectará, en principio, a quienes soliciten registrar un nuevo dominio, pero también comenzará a regir para los 3 millones de usuarios que ya poseen uno y deben renovar sus inscripciones anualmente.

La implementación del cobro de una tarifa para este tipo de registro comenzará a funcionar en l a primera semana de marzo, una vez que la dependencia oficial termine de pulir los detalles de la resolución correspondiente y su publicación en el Boletín Oficial.

“La razón por la que salimos de la gratuidad es por la ciberocupación. Se trató también de un pedido de toda la comunidad de diseñadores y emprendedores quienes estaban necesitando que los ayudemos de esta manera, para no estar atados a que sus próximos clientes no puedan utilizar un dominio porque lo tenía otro”, explicó Brenta.

La proliferación de estos ocupantes virtuales es, según el organismo, resultado de que el registro de dominios en Argentina era gratuito y las únicas limitaciones eran que el nombre estuviera disponible, con un tope máximo de 200 dominios por usuario. Los dominios de Argentina son los segundos más usados en la región de Latinoamérica y el Caribe.

Dispuesto a avanzar hasta el límite de lo posible, Brenta sostuvo que Nic.ar toma reclamos originados en este tipo de conflictos e inicia un proceso administrativo que puede derivar en el otorgamiento del sitio a quien, por cuestiones de identidad o índole comercial, demuestre su legitimidad. También, se verifica la identidad de aquellos que inicia el trámite de solicitud.

La Dirección también impulsa el emplazamiento de otras herramientas de seguridad, como la actualización permanente de la base de datos, la tramitación de denuncias por datos falsos y acciones inmediatas ante denuncias de pornografía infantil o phishing .

Originalmente, el Nic se encontraba en la órbita del Ministerio de Relaciones Exteriores, hasta que la dependencia pasó a ocupar su actual lugar en el organigrama de la Secretaría Legal y Técnica conducida por Carlos Zannini. Allí, según Brenta, la Dirección tomó un lugar más estratégico.

Para acceder una mayor cantidad de público, la Dirección Nacional del Registro inauguró nuevos canales de comunicación en varias redes sociales como es el caso de Facebook, Twitter, Google+, LinkedIn, sin pasar por alto a YouTube. Históricamente, Nic.ar atendía las solicitudes exclusivamente por teléfono o e-mail.